’Koke’ Garnelo sobrevive en una dramática jornada para hacerse con el Volante FGA

Con la aplicación del reglamento, las premisas de todos los pilotos del Volante FGA presentes en Viveiro, estaban claras: Quien ganase, se llevaría el título. Con esto en mente, se libró una batalla sin cuartel desde el inicio, pero cuyas incidencias.

El primero que rompía el hielo era Diego González. El ganador de A Coruña se llevaba el scratch inicial en lo que parecía una lucha a tres bandas entre él, Pablo Blanco y ’Koke’ Garnelo. Pero las cosas para el piloto de Moeche se iban a torcer en las siguientes especiales, pinchando un neumático en la segunda (donde no perdía demasiado) y abandonando finalmente en la tercera.

Era entonces el turno de Pablo Blanco, que parecía encaminado hacia el segundo triunfo consecutivo del año. Pero iba a ser en la segunda pasada por Xove donde las esperanzas del piloto ourensano se diluyesen tras ceder tres minutos en una salida de carretera y quedar encallado. Esto dejaba a ’Koke’ Garnelo al frente del liderato con medio minuto de margen sobre Alejandro Castro, quien había remontado posiciones tras un titubeante inicio.

Los compases finales de la prueba iban a resultar sin cambios en el liderato, lo que daba a Garnelo, acompañado por Javi Martínez, la victoria y el título tanto en el Volante FGA como en la Beca PXP21. Por detrás, Jacobo Segade, haciendo una carrera de menos a más, superaba a Alejandro Castro para hacerse con una segunda plaza que deja un buen sabor de boca en el piloto pontevedrés, lastrado por los infortunios en las dos primeras pruebas.

Completaron el top 5 Iván García y Pablo Blanco, con el ourensano clasificándose tercero en el certamen, tras deshacer el desempate con Diego González. De cara a 2021, como ganadores de la Beca, ’Koke’ Garnelo y Javi Martínez estarán en el Campeonato Gallego con un vehículo de la categoría N5 calzado con neumáticos Pirelli.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia como usuario. Saber más...

ACEPTAR
Aviso de cookies